Facultad de Educación efectúa trabajo reflexivo de actualización y optimización de su Modelo de Práctica

En el marco del proceso de Innovación Curricular en el que está inmersa la Universidad Bernardo O’Higgins, y de la que se hace parte la Facultad de Educación con sus Escuelas y Departamentos, se llevó a cabo una importante instancia académica, organizada por el Departamento de Ciencias Pedagógicas (DCP), presentando como tema central la revisión y mejora del Modelo de Práctica de la Facultad, entendida como un eje central de las pedagogías.

Esta instancia colegiada reflexiva congregó al decano (I) de la Facultad de Educación,  Dr. Manuel E. Cortés, al Jefe (I) del DCP, Prof. Jaime Zañartu, al director Ejecutivo de Innovación Curricular, Prof. Marcelo Pizarro, a la Coordinadora Curricular de la Facultad de Educación, Prof. Sonia Cárdenas y al Coordinador de Investigación y Mecanismos de Aseguramiento de la Calidad de la Facultad, Dr. Leandro Torres; todos ellos integrantes del Comité Curricular del DCP y agentes activos del proceso de construcción del Modelo de Práctica Innovado.

En dicha instancia, se presentó el diagnóstico realizado para determinar las fortalezas, debilidades y oportunidades de mejora percibidas en el Modelo de Práctica existente, información relevante para tomar acuerdos necesarios para continuar con las etapas establecidas y a fin de presentar una propuesta mejorada durante fines del presente semestre.

Es importante destacar, que el Comité Curricular del Departamento de Ciencias Pedagógicas desea efectuar un proceso participativo durante la construcción del Modelo de Práctica Innovado, que sea socializado con todos los agentes relevantes del proceso de innovación, es decir, estudiantes, académicos, titulados y empleadores, respondiendo de esta manera a las necesidades propias de la comunidad educativa y la sociedad del conocimiento.

Muestra de lo anterior, el director de la Escuela de Educación Física, Deporte y Recreación, Prof. Marcelo Muñoz, sostuvo que: Todo proceso de construcción curricular debe satisfacer la demandada generada desde el medio laboral y las expectativas que los estudiantes tienen acerca de diferentes temáticas”.

Agregó que: “La comunicación entre la carrera y el DCP ha sido fundamental, toda vez que se ha permitido la discusión y ajustes desde las dos miradas fundamentales; por un lado, la mirada pedagógica transversal a cualquier profesor y, por otro lado, el aspecto disciplinar que distingue y capacita en el área de formación. Ambos elementos, bajo la orientación curricular, han permitido generar programas sólidos, actualizados y asociados coherentemente con el perfil de egreso propuesto.”

Finalmente, al respecto el Jefe (I) del DCP, Jaime Zañartu, afirmó que: “Sin duda es una instancia muy relevante para la actualización del modelo de práctica, en el cual bajo una estructura sistematizada y con la participación de las Escuelas de la Facultad de Educación, pretende generar un modelo adecuado a las actuales tensiones en el área”.

Traducir
Abrir chat