Director de Ing. en Prevención de Riesgos y Medioambiente participó en seminario municipal

“Planes de emergencia y evacuación para cités” fue la ponencia que el Director de la Escuela de Prevención de Riesgos y Medio Ambiente de la Universidad Bernardo O’Higgins, Eduardo Herrera, desarrolló en el Seminario “reducción del riesgo de desastre en Santiago y participación comunitaria”, actividad organizada por Municipalidad de Santiago que convocó a los interesados en el salón de honor del Palacio Consistorial de la capital.

En la exposición, el Director de Escuela exhibió las conclusiones del trabajo solicitado por el municipio, el cual elaboró un plan de emergencia y evacuación en el cité de San Ignacio 360, uno de los más de 500 construidos en la comuna de Santiago.

El Presidente del comité de seguridad del cité de San Ignacio, Joaquín Aravena, elogió el compromiso y disposición de la U. Bernardo O’Higgins, porque “llegaron con un plan de acción muy claro, logrando que los vecinos nos informemos, nos unamos socialmente y nos podamos ayudar en diferentes instancias”.

Eduardo Herrera, Director de la Escuela de Prevención de Riesgos y Medio Ambiente, señaló que continuarán asistiendo de la misma forma a otros cités de Santiago, debido a que “es una instancia en la que enfrentamos problemas reales que afectan a la comunidad y, para nuestra Escuela, es fundamental participar de estas instancias porque entregamos una visión preventiva ante una emergencia”.

En dicha instancia, el Presidente del comité de seguridad del cité de San Ignacio recibió el informe y un CD con información relacionada al plan de emergencia y evacuación elaborado por la Escuela de Ingeniería en Prevención de Riesgos y Medioambiente, herramientas con las cuales podrán trabajar en comunidad para actuar informado ante un siniestro o catástrofe.

Finalmente, Eduardo Herrera proporcionó indicadores preocupantes –detallados en el informe- ante carencias que podrían ser determinantes en un siniestro o catástrofe, como el material de construcción (adobe), escasas vías de evacuación, planes de emergencia y la cantidad de personas con enfermedades crónicas, capacidades diferentes o adultos mayores residentes.